4 may. 2016

Un argentino en la cima de la ciencia mundial

Gabriel Rabinovich
La entidad nuclea a los investigadores más importantes del planeta. Rabinovich se especializa en el desarrollo de terapias dirigidas para combatir el cáncer. Es el séptimo exponente local en alcanzar el mérito. 
La Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos, probablemente, sea el principal espacio de reconocimiento que tiene la ciencia en la Tierra. En la actualidad, está compuesta por 465 miembros extranjeros y por 2 mil referentes estadounidenses de diversos campos disciplinares como la física, la química, la biología, la sociología y la psicología. La entidad fue creada por el presidente Abraham Lincoln en 1863 con el objetivo de aglutinar a los cerebros más importantes del globo, para asesorar de un modo técnico y resolver los inconvenientes que dificultaban el progreso de la sociedad moderna estadounidense.

Se trata, de un sitio que otorga prestigio a sus participantes y demanda excelentes calificaciones para cumplir con una extensa lista de estándares y evaluaciones muy estrictas. Un reconocimiento que Gabriel Rabinovich conquistó con tal sólo 47 años y que también alcanzaron otros investigadores argentinos como Armando Parodi (bioquímico del Instituto Leloir, 2000), el físico Francisco de la Cruz (Centro Atómico Bariloche, 2002), el biólogo Alberto Frasch (Universidad de San Martín, 2006), la especialista en Ciencias ambientales y ecología Sandra Díaz (Universidad Nacional de Córdoba, 2009), el geólogo Víctor Ramos (UBA, 2010) y el biólogo Alberto Kornblihtt (UBA, 2011).
Ampliá esta noticia en Página12

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...